Una píldora de desahogo de un ciudadano corriente y moliente ante la desidia y el despilfarro institucional

15 diciembre 2007

Fraude en los aparcamientos

Negociete redondo, oiga. Aparcar en Bilbao se ha convertido en una odisea y para facilitar las cosas la única opción es pasar por caja. Legal o ilegalmente.
Pero sumar a las deficiencias de los aparcamientos, la galopante aceroisi y la especulación dan como resultado la nefasta gestión en este asunto de los munícipes locales.
Y es que si encima dejas el coche en la calle ¿cuántos días va a tardar en que cambie su fisonomía? Retrovisor roto, pintura rayada, robo (e incluso un incendio) hacen que sea casi una dolorosa obligación dejar el coche bajo techo.
A ver cuando ponen aqui unos serenos y alertan a la policía cuando con nocturnidad se perpetran toda una serie de destrozos a los coches que duermen en la calle.

14-12-2007
Diario El Correo
Edición Vizcaya
JOSÉ MARI REVIRIEGO
j.m.reviriego@diario-elcorreo.com
La cesión ilegal de garajes en Campuzano agrava el fraude en los parkings de concesión de Bilbao
La comunidad de propietarios del aparcamiento de concesión municipal de la plaza Campuzano, abierto al público en Indautxu hace sólo nueve meses, ha puesto en conocimiento del Ayuntamiento de Bilbao la existencia de cesiones irregulares en numerosas parcelas, lo que vuelve a destapar el fraude en los parkings de residentes y los problemas para controlar el buen uso de los garajes. Tras un exhaustivo cotejo de matrículas, los denunciantes sostienen que al menos una cuarta parte de las 440 plazas del recinto son ocupadas por vehículos distintos a los de su titular original. A juicio de los usuarios legítimos, esta práctica, no autorizada en el pliego de condiciones ni en la ordenanza que está a punto de entrar en vigor, cobra gravedad porque hay vecinos de la zona en lista de espera para poder acceder a algún estacionamiento libre.
En su mayoría, la utilización ilegal denunciada por los responsables de la comunidad obedece a cesiones de plazas a familiares, amigos y empresas que estarían vinculadas con el titular. En menos de una decena de casos, afirman que hay lucro porque el propietario ha alquilado el garaje a un 'intruso', otra práctica prohibida. Se estarían pagando bajo cuerda precios de entre 120 y 180 euros al mes.
El aparcamiento subterráneo de Campuzano tiene 440 plazas distribuidas en cinco espaciosas plantas. Fue abierto el 6 de marzo con sólo 8 parcelas sin vender, lo que dejaba acreditado su éxito entre los residentes -en otros parkings, casi siempre de la periferia, ha costado colgar el cartel de 'completo'-. Por término medio, las parcelas en este recinto de Indautxu se vendieron a 27.000 euros. Los titulares, que disponen de 40 años de concesión, accedieron por sorteo al garaje, ya que se habían recibido 899 solicitudes cuando todavía estaba en obras.

Quejas enviadas
Como ocurre con el resto de aparcamientos de concesión municipal, un promotor privado asume la construcción y gestión. Así, el Ayuntamiento puede llevar adelante su estrategia de retirar coches de vecinos de las calles, tanto en el centro como en los barrios, y dejar plazas de OTA libres para quien venga de fuera de la ciudad. Pero, en el caso de Campuzano, ese objetivo no se ha conseguido del todo, según los demandantes. La lista de espera está formada por más de 200 personas, cuando hay más de cien plazas que se utilizan de forma ilegal, a tenor de sus controles.
Las denuncias han sido enviadas al delegado del departamento de Aparcamientos, Ibon Areso, a su vez, concejal de Circulación, a través de cuatro informes fechados el 16 , 21 y 22 de noviembre. La última queja fue tramitada el pasado día 3. En ellas se documenta la existencia de presuntas irregularidades en 19, 13, 18 y 49 parcelas distintas, respectivamente.
En esos informes se acredita un número importante de cesiones ilegales porque la plaza bajo sospecha no se corresponde con el vehículo que figura en la concesión, una vez cruzadas las matrículas. Los demandantes elevan la cifra de usos no autorizados a 140 parcelas, algunas de ellas todavía vacías. Además, dicen los demandantes, «un 10%» de los casos podría tratarse de automóviles nuevos cuyos dueños no han informado todavía al Consistorio del cambio de placa, a pesar de estar obligados a ello.
Para la comunidad de Campuzano, se trata de «un fraude masivo» sobre el que no existe control, mientras que el Consistorio minimiza el alcance de unas irregularidades que, en todo caso, ya le sonaban. Desde que se aceleró en 2003 la estrategia de construir aparcamientos para residentes -más de 10.000 plazas nuevas a finales de año-, ha tenido que afrontar varios problemas a cuenta del mal uso dado por sus titulares a los garajes, casi siempre relacionado con la venta, alquiler y cesión ilegales.

2 comentarios:

evaristo dijo...

Ajo y agua, aquí no hay otra....nuestro nunca suficientemente bien ponderado Liberalísimo piensa que ha descubierto América con este tema.

Existen parkings privados de rotación, con condiciones especiales para residentes en la zona y usuarios frecuentes, que tienen tarjetas especiales de abonado...que en la práctica utiliza cualquier persona a la que el beneficiario se la ceda....que puede ser con o sin contraprestación económica.

También hay otros casos en los que el derecho de uso de un lugar se cede o se subarrienda...no hay más que ver lo que se hace con los carnets de socio del Athletic...no siempre accede a San Mamés con él el titular del carnet, precisamente.

O con concesiones como las de los estancos o las administraciones de lotería, sellado de boletos de quinielas y primitiva...quien las trabaja no suele ser su titular, no pocas veces.

evaristo dijo...

Perdón...donde dije Liberalísimo quería decir comunidad del parking de Campuzano. Al césar lo que es del césar.

Se han caído de un guindo, me temo.