Una píldora de desahogo de un ciudadano corriente y moliente ante la desidia y el despilfarro institucional

05 febrero 2013

Poner la mano en el fuego por el Gobierno causa graves quemaduras

Podría incluso llegar más allá de la calcinación y convertir las manos en auténtico hollín.
Tal es el cúmulo de despropósitos, falta de ética y gran competencia en imitar a la cueva de Alí Babá que el ciudadano asiste entre asombrado, estupefacto, indignado, vapuleado y enfurecido.

A los que defienden al bipartidismo del PP y del PSOE al precio que sea sólo cabe calificarles de ignorantes y/o miserables.

La España más cateta, la que encumbra a los mediocres, la que se desentiende de todo salvo del pelotazo a costa de los más necesitados y arrastra sobre ella la pobreza, la indignación y salarios risibles por escasos, avanza sin freno.

La Justicia con mayúsculas está en manos de quienes indultan a delincuentes. La ejemplaridad no existe.

Seamos realistas. Hasta que el ciudadano no tome la decisión de castigar a los culpables y deje de votar a la recua de delincuentes que gobierna la piel de toro, no hay nada que hacer.

Mientras tanto, España será un F-R-A-U-D-E. La cruda realidad es que el Sistema está podrido. Y lo más grave es que hay quienes se alegran.

5-2-2013
El Confidencial

Mato despotricó el sábado del ‘celo’ de la Policía... a centímetros del ministro de Interior

El ‘efecto Bárcenas’ lo inunda todo en el Partido Popular. Las sospechas al más alto nivel entre dirigentes cuartean el ‘buen rollo’ que existía desde que ganaron las elecciones generales del 20-N. Esa tensión, perfectamente descriptible, se pudo comprobar el pasado sábado durante la celebración del Comité Ejecutivo extraordinario que había convocado Mariano Rajoy para dar explicaciones sobre su presunta implicación en el listado de los papeles “secretos” del ex tesorero.

Unas horas antes había estallado también el ‘caso Mato’ –adelantado precisamente en este diario- a través de un informe de la UDEF de 80 folios muy prolijos en los que los funcionarios de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal relataban las connotaciones personales de la ministra de Sanidad, Ana Mato, con la red de corrupción Gürtel y los favores que Correa y sus muchachos hicieron tanto a su ex marido, Jesús Sepúlveda, un eterno protegido por José María Aznar, como a la propia ministra todavía en activo.

Cuando todo el mundo en el Comité Ejecutivo creía que la petición de palabra por parte de la “compañera Ana” era para anunciar su dimisión como miembro del Gobierno, hete aquí que con voz temblorosa hizo un alegato de su inocencia acusando directamente a la UDEF de fabricar “calumnias” y “mentiras” sobre su ministrable persona.
Nadie aplaudió su perorata. Y sólo el presidente le dijo que confiaba en su inocencia y sabía “lo que estaba pasando”.
Todos los asistentes seguían con la mirada en medio de una gran tensión a otro compañero, sentado a escasos centímetros de Mato, Jorge Fernández Díaz, ministro del Interior y máximo responsable político de la UDEF, por lo tanto, jefe de esos funcionarios que han redactado las acusaciones contra su compañera de militancia. Estaba acusando a Fernández Díaz de haber permitido que se arrojaran sobre ella “calumnias” y “mentiras”. El catalán no osó abrir la boca.

Ninguno de los altos dirigentes populares daba crédito a lo que estaban viendo. “Fue todo muy raro, esperpéntico…”, relatan testigos presenciales. Porque ni Rajoy desautorizó a la ministra ni puso en su lugar al ministro. Mato se ha movilizado entre sus protectores históricos (Aznar incluido) para tratar de dar una lección a su colega.
El caso es que los chicos de la UDEF también se han llevado las manos a la cabeza ante el hecho de que su jefe político les dejara al pairo en ocasión tan solemne. Y el inevitable “os váis a enterar” se ha vuelto a oír en los móviles encriptados de algunos dirigentes populares.

http://www.elconfidencial.com/opinion/elconfidente/2013/02/05/mato%2Ddespotrico%2Del%2Dsabado%2Ddel%2Dlsquocelorsquo%2Dde%2Dla%2Dpolicia%2Da%2Dcentimetros%2Ddel%2Dministro%2Dde%2Dinterior%2D10674