Una píldora de desahogo de un ciudadano corriente y moliente ante la desidia y el despilfarro institucional

11 agosto 2006

Las bicicletas no son para el verano


Sábado, 5 de Agosto de 2006. Hora: 16. Lugar: Ocharcoaga. ¿Te gusta conducir? En bicicleta municipal es imposible. Los fines de semana no funciona el programa establecido por el ágil consistorio. Véase la entrada de 30-7-2006 La bicicleta. Transporte ideal sin ser atleta. A mi me gustaría saber cuanta gente realmente utiliza la bici de forma rutinaria y cotidiana en esta Villa.
En la foto se observa el aparcamiento para bicicletas mas desangelado que una grano de arena en medio del océano. Tienen gracia estas iniciativas oficiales que funcionan a base de promoción y medios y que languidecen con escaso éxito entre los ciudadanos/as, ya que si todos viésemos que merece la pena usar biciclos sin motorizar todos tendríamos uno en casa y haríamos uso intensivo de él.
Asi que visto lo visto, que levante la mano el ciudadano que también es ciclista en la mayor parte de sus desplazamientos.
Ojo, que también podemos hablar de la falta de educación y respeto en este ámbito también. El día de la bici, un domingo hace unos meses me desplazaba yo de Churdínaga a Basurto por la mañana, y la falta de costumbre de muchos ciclistas de andar por Bilbao, su número mayor y el despiste de unos cuantos era de señalar. Pasaban semáforos en rojo, no respetaban los ceda el paso, circulaban en forma de piña. Asi que con el semáforo en verde para mi, me tenía que detener, con el consiguiente peligro para mi y la circulación circundante. En dos o tres ocasiones fui testigo en primera línea de frenazos de coches, e incluso autobuses por invasión de la calzada de bicicletas. Los coches pitaban al tener ellos preferencia pero la respuesta por parte de los cicloturistas era alzamiento de dedo corazón hacia arriba y grito con cara de rabia.
Conclusión: domingueros (nunca mejor dicho ya que la cosa se celebraba en domingo) en bicicleta que se piensan que es SU fiesta y la ciudad es suya. Es lo que tienen los deportistas ocasionales. Se emocionan algunos tanto en algunas ocasiones que son a punto de ser atropellados porque ni prestan atención, ni respetan las normas y piensan que ellos tienen preferencia sobre todos y todo ya que es el ¡Día de la Bicileta!
Mi consejo de hoy: Estar siempre alerta ya sea como peatón, conductor de carretilla, motorista, camionero o piloto de A380. Le va la vida en ello, señor mío. La suya y la de los demás.

10 comentarios:

Oskar dijo...

El tema es un poco complicado... yo vivo en Bilbao, pero hace unos años que estuve viviendo en Tokyo donde se iba en bici a todas partes.
Hace un año que me he comprado una bici para intentar hacer lo mismo, y lo estoy haciendo por mis santos huevos, pero cada vez es más dificil.
Los tres bidegorris y medio que hay nadie los respeta, un señor mayor incluso me echó la bronca cuando pasé al lado suyo en medio de uno.
Si quieren promocionarlo, que se dejen de chorradas como prestar bicicletas en Abandoibarra, y que hagan cosas realmente útiles como delimitar los bidegorris como están los carriles de autobuses o dejar un pequeño cacho de los acerones quita-aparcamientos para las bicis.

Yo seguiré yendo en bici, porque me ahorra mucho tiempo, pero no me quedará más remedio que aguantar la gente, los perros y los viejos que creen que el rojo de la acera es para decorar.

Krollian dijo...

Oskar:
No puedo discutir ni polemizar contigo. Los hechos hablan por si mismos. Yo cuando tenía alrededor de 18 años he andado en bici por donde vivía como paseante ocasional y realmente te jugabas el tipo.
Animo. Gracias por leer y colaborar en esta humilde bitácora. Te invito a que de manera personal (aqui no hacemos estadísticas) compartas con todos los que visitan y colaboran aqui tu punto de vista de la ciudad y su transporte en la entrada La Encuesta del día 9-2-2006:
http://elciudadanocabreao.blogspot.com/2006/02/la-encuesta.html

Randomtract dijo...

Yo he tenido que hacer más de una maniobra seude evasiva para no pasar por encima a algún ciclista que considera que los semáforos, ceds y demás señalización vial no va con ellos.

Por favor, un poco de consiencia que el impacto puede ser letal, y una maniobra brusca puede acabr en un accidente

evaristo dijo...

Completamente de acuerdo con Radomtract.

Cuando voy yo en carretera y en ciudad con mi coche, me encuentro yo a cada "ciclista", que ríase usted de los "bakaletas" de los coches tuneados, no por la decoración, sino por piruleros e imprudentes.

Cuando me desplazaba diariamente hacia Cruces por la N-634 desde Basurto, y también cuando volvía de allí por la ahora clausurada ribera de Zorroza-Olabeaga, a eso de las 6 y media de la mañana, siendo de noche cerrada, me encontraba yo con "pedaleros" que circulaban sin ningún tipo de iluminación ni de prenda reflectante. Tenías que tener una vista de lince para no llevártelos por delante.

Luego mucho llorar con lo de que "están desprotegidos", y , como tantos otros agentes de esta sociedad, mucho criminalizar también a los conductores. Raros son también, como dice Radomtract, los que respetan un semáforo, stop o ceda el paso, y los que, en carretera, y cuando hay un arcén con anchura suficiente, los que se ciñen a él sin estorbar al resto del tráfico. Por no hablar también de su costumbre de circular en pelotón cuando van varios a la vez, en vez de en fila india, como creo que les obligan las autoridades.

Vivimos en el país de "yo a mi bola, y el que venga detrás que arree".

Randomtract dijo...

El tema podría hacerse extensivo a ciertos ciclomotoristas poco precavidos.

Yo siempre procuro apartarme lo máximo posible y trato de hacerles pasillo cuando veo que vienen por detrás, para que puedan adelantar sin necesidad de zigzaguear.

Comprendo también que el desplazamiento en este tipo de vehículos es diferente (a mí no me importa que se pongan los primeros en los semáforos, faltaría más. Aunque hay ciertos conductores fernandoalonsianos que lo ven con muy malos ojos).

Pero por favor, comprended también que si circulais pegados a los coches NO OS PODEMOS VER POR LOS RETROVISORES.
Haced lo posible por ser visibles y por mantener una mínima seguridad; que vuestra indefensión es mucha, y luego los automovilistas cargamos con la culpa.

Una última cosa. A todos aquellos que se dedican a apurar marchas en poblado haciendo un ruido endemoniado a las tantas de la mañana, os invito a que introduzcais vuestro miembro en uh humeante tubo de escape

christian dijo...

A mi me pasa como a Oskar. Andar por el bidegorri es una odisea. La gente se cree que es la carretera, los coches que es un aparcamiento... Y si te metes por la calzada los coches te adelantan a centímetros y los aparcados abren puertas (casi me como una la hace un par de semanas).
Yo cuando voy en bici me meto en la cabeza que soy invisible, porque parece ser que es así.

Supongo que hay de todo: ciclistas imprudentes y conductores de automóviles idem.

Krollian dijo...

christian:
Como a todos los que tenéis el valor de ir en bici de manera habitual:
Mi más sincera felicitación y admiración. Yo me muevo en ciclomotor y una de las normas es 90% de vista para los lados y el 10% restante para el frente. Animo y a seguir bien...

Krollian dijo...

Publica El Correo el día 22-8-2006 que la media de usuarios de bicicletas de alquiler ha sido de una media diaria de 65 usuarios en Baracaldo y en Bilbao de 22.
A eso le llamo yo una iniciativa contundente. El tiempo dirá.

Anónimo dijo...

En barcelona ninguna bicicleta respeta los semaforos rojos y nadie hace nada por resolverlo. Resulta que los ciclistas, que no pagan ni matricula, ni impuesto de circulación, ni seguro, tienen más derechos que el resto de conductores... ver para creer.

Krollian dijo...

Anónimo:
Una vez que se celebró el día de la bicicleta o el de sin mi coche, realmente pasé verdadero miedo. Me tuve que mover de punta a punta de Bilbao (no sé si fue un viernes, un sábado o un domingo).
El caso es que cientos de ciclistas circulaban por todo Bilbao y más de uno se debió de asustar y se quedará en casa la próxima vez.
Es alucinante ver como más de la mitad de los cicloturistas (y creo que me quedo cortito) no respetaban ni una sóla norma de circulación vial. Algunos ni la norma que dicta el sentido común.
Semáforos, aceras, preferencias, circular en pelotón bloqueando la carretera, pedalear distraidamente en familia tocando el timbre...
Y yo bajándome del ciclomotor con el pie al asfalto y con el semáforo verde para mi, esperando en varias ocasiones que me dejasen pasar. Alguno frenó al darse cuenta que no sólo había ciclistas ese día circulando por la Noble Villa.
Peligro oyes...